28 may. 2012

Yo a ti y tu a mi

Protector que reniegas de tu titulo por decir que no eres capaz de llevarlo a cabo, en medio de la oscuridad del camino que tu mismo marcaste para ti encontraste un impedimento, una loca y graciosa promesa enviada de los cielos.
"Protege la luz cegadora, protege las promesas inocentes" Creias oir pero no querias hacer caso, porque no sabes proteger, dices.
Mientras seguias avanzando por el oscuro bosque llegaste a un claro y por primera vez en años y sin pedir permiso la luz te dio de lleno, dejandote ver la variedad cromatica de las ninfas que paseaban a tu alrededor tranquilamente sin prestarte atencion.
Ahora no puedes estar a oscuras porque por la noche los luceros que guardas durante el dia te iluminaran.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

~Seguidores~